¡Suscríbete a nuestra newsletter y recibe las últimas novedades de VSM!

Inicio > Leisure > Las maravillas naturales de Islandia

Las maravillas naturales de Islandia

luxury magazine barcelona

Escogido en 2012 como una de las 25 maravillas del mundo según National Geographic, el Blue Lagoon es un espacio donde la arquitectura, el diseño y las aguas marinas geotermales crean un mundo de bienestar inigualable.

Los exclusivos beneficios del agua fueron descubiertos a principios de los años 80, cuando los residentes empezaron a bañarse en la cálida reserva de agua que emanaba de la lava de Svartsengi Resource Park. Algunos se bañaban por sus propiedades sanadoras y otros simplemente por placer, pero todos quienes acudían a la laguna coincidían en afirmar la sensación de bienestar que se apoderaba del cuerpo al bañarse en sus cálidas aguas.

A la hora de la construcción del complejo arquitectónico se tuvo siempre presente la preservación del vínculo entre el hombre y la naturaleza. Por ello, los especialistas se dejaron guiar por el principio de que la geología y la construcción debían convertirse en uno, unificando la convergencia de las formas, las funciones y el terreno volcánico.

El diseño

Los interiores de The Retreat y su diseño experimental son obra de Basalt Architects y Design Group Italia y se centran en dos principios fundamentales: la sofisticación y la atemporalidad. Canalizando las formas, los colores, los patrones, las texturas y los materiales de las fronteras circundantes, el marco del diseño de The Retreat se libera de las tendencias transitorias, quedando, aun así, intrínsecamente vinculado a la tierra.

La sofisticación atemporal se expresa en las formas simples, con tonos monocromáticos y con una alta calidad en los materiales y los acabados, es decir, con una extrema atención puesta hasta en los detalles más pequeños. En el fondo, esta atemporalidad facilita la conexión entre el hombre y el extraordinario ambiente. Así, cuando se entra en The Retreat, uno no abandona la naturaleza, sino que se adentra todavía más en ella.

Un spa en la naturaleza

El principal atractivo de este exclusivo complejo es su spa, construido en un flujo de lava de más de 800 años en la zona sur de la Laguna Azul. Cuenta con casi 4.000m² de superficie y ensambla a la perfección la convergencia entre la naturaleza, la arquitectura y el poder de la fuente geotermal.

Fue concebido y creado con la idea de transportar el cuerpo y la mente a una nueva dimensión de paz y rejuvenecimiento. Un viaje que se mueve entre el cálido lujo de los reinos volcánicos, la encantadora geología y un diseño conceptual e inspirador.

Un recorrido a través de la lava que engloba muchas posibilidades: calor seco, calor de vapor, masaje, fuego, descanso, relajación, una visión panorámica cubierta y el ritual de la Blue Lagoon y su riqueza en minerales.

También puede interesarte: