¡Suscríbete a nuestra newsletter y recibe las últimas novedades de VSM!

Inicio > Healthy life > CoolSculpting, el tratamiento aprobado por Hollywood

CoolSculpting, el tratamiento aprobado por Hollywood

healthy habits

El CoolSculpting o la criolipólisis es un tratamiento que puede definirse como una liporreducción sin cirugía y, por eso, es el favorito de las famosas. Consiste en usar unos tratamientos de frío para eliminar los cúmulos de grasa localizada, reduciendo así el volumen y suavizando la celulitis moderada. 

A pesar de que no puede sustituir a la liposucción cuando esta es muy necesaria, sí que es una opción más que válida (y completamente segura) para acelerar la operación bikini en personas de constituciones estándar. 

Las estrellas que lo abalan

La lista de celebrities que recurren a este tratamiento antes de una alfombra roja es muy extensa. Sus efectos son prácticamente inmediatos y, según los expertos, no produce ningún efecto secundario. Algunas de las famosas que ya se han reconocido como asiduas al tratamiento son: Kim Kardashian (quien lo utilizó para aplanar su vientre tras dar a luz), Jennifer Aniston y Megan Fox. 

Tratamiento de la grasa localizada

Los resultados con CoolSculpting están asegurados, sobretodo en zonas donde la grasa tiende a localizarse, como el abdomen, los flancos, el interior de los muslos o la espalda. Estas son las partes del cuerpo que, a pesar de poseer una constitución delgada, tienden a mantener un tejido más graso.

También puede aplicarse en zonas un poco distintas, tratando la redefinición del mentón o para acabar con la grasa que se almacena encima de las rodillas o reducir la parte alta de la espalda (como hacen las estrellas para poder lucir esos vestidos de infarto). 

Evita el bisturí ¿cómo funciona?

Evitar el bisturí para tratar la eliminación de grasa: estos son los tratamientos pioneros entre los más entendidos. Se consigue mediante un enfriamiento controlado de las células adiposas. Al bajar su temperatura, estas entran en un proceso de muerte celular apoptótica, es decir, que no afectan a los tejidos circundantes. El resto de la grasa se elimina por los mecanismos habituales del organismo, a través del sudor y de la orina. 

Lo mejor de este tratamiento es que puede personalizarse según las necesidades de cada paciente, adaptando la duración de las sesiones de tratamiento a las zonas a tratar y su estado inicial. Tras dos sesiones, la grasa de esas localizaciones ya disminuye notablemente un 20% y entre el primer y el cuarto mes los resultados son visiblemente notables. 

La Clínica Roso Rodrigues

En la ciudad de Barcelona, la Clínica Roso Rodrigues es pionera en este tratamiento no invasivo en toda España. La clínica ofrece un servicio integral donde combinan el tratamiento de Coolsculpting con la educación nutricional. Así ayudan a mantener unos hábitos saludables y aseguran la permanencia de los resultados.  

Coolsculpting

También puede interesarte: