¡Suscríbete a nuestra newsletter y recibe las últimas novedades de VSM!

Inicio > Healthy life > Clínica Mandri, referentes en cirugía estética

Clínica Mandri, referentes en cirugía estética

healthy lifestyle

Con una localización privilegiada en el barrio de Sarrià de Barcelona, Clínica Mandri es un referente de medicina estética y cirugía plástica en la ciudad y, cuenta con un equipo de profesionales con una amplia experiencia en el sector.

La clínica combina el trato personalizado con un servicio exquisito al cliente con la tecnología más avanzada, con el objetivo de lograr que los pacientes se sientan a gusto y satisfechos con los resultados. Porque la tecnología es importante, pero la atención a la persona lo es todavía más.

healthy lifestyle

El balón Elipse

La clínica dispone del balón Elipse™, el novedoso dispositivo para el tratamiento no invasivo para tratar la obesidad y el sobrepreso. Se trata de una técnica innovadora que permitirá reducir quilos y mejorar la calidad de vida sin pasar por una intervención quirúrgica.

Elipse™ es un pequeño globo gástrico que se ingiere por la boca en forma de cápsula y, una vez en el estómago, se hincha dejando menos espacio para la comida. Al impedir los excesos, facilita el adelgazamiento y el cambio de hábitos alimenticios.

El balón se traga durante una breve visita a la clínica y se elimina de forma natural unas 16 semanas más tarde. A diferencia de otras opciones para la pérdida de peso, no requiere anestesia, cirugía ni endoscopia.

Procedimiento no quirúrgico

El balón Elipse™ se presenta en una cápsula con un catéter delgado. Se traga la cápsula y el médico realiza una radiografía rápida para asegurarse de que el balón se encuentra en el estómago. A continuación se llena el dispositivo a través del tubo, que se retira después.

La colocación tarda apenas unos 15 minutos. Si el paciente no puede tragar la cápsula con facilidad, Elipse™ dispone de un accesorio que el médico puede utilizar con suavidad para ayudar en la colocación.

Es posible que el paciente experimente algunas náuseas y molestias durante la primera semana después de la inserción. Estos síntomas pueden ser tratados con prescripción médica.

Se recomienda la injerencia única de líquidos durante los primeros días, para dejar paso a los sólidos en cuanto se empiece a sentir recuperado. Se recomienda también el mantenimiento de una dieta sana para la obtención de unos mejores resultados.

También puede interesarte: