English EN Français FR Deutsch DE Português PT Español ES

¡Suscríbete a nuestra newsletter y recibe las últimas novedades de VSM!

Inicio > Healthy life > ¿Pilates en el embarazo? 7 beneficios para embarazadas

¿Pilates en el embarazo? 7 beneficios para embarazadas

pilates en el embarazo

Si estás esperando un bebé, quizás te estén surgiendo un montón de dudas sobre si realizar o no ejercicio, como Pilates, durante el embarazo para mantenerte mejor; si es recomendable y en qué mes de la gestación se debe empezar. A lo largo del artículo resolveremos todas estas cuestiones.

Alicia Forn, fundadora y directora del centro de Pilates4life, imparte junto con su equipo clases especializadas de pilates para embarazadas. En sus 15 años de profesión nos explica que el Pilates es una gran ayuda para la mujer embarazada porque el organismo materno sufre grandes cambios como consecuencia de las alteraciones hormonales y el Pilates ayuda a una mejor adaptación.

Te puede interesar también: Alimentos para combatir la anemia

pilates para embarazadas

En qué consiste el Pilates para embarazadas

El conocido como el Método Pilates está basado en una serie de movimientos controlados tanto para el cuerpo como para la mente que se realizan en unas máquinas especiales o sobre una colchoneta.

En Pilates4life enseñan el método clásico creado por Joseph Pilates desde el inicio con progresiones de fuerza y ejercicios basados en los principios y la técnica clásica. En concreto, el Pilates para embarazadas se  adapta a cada fase de la gestación y se focaliza en estabilizar la zona abdominal, lumbar y pélvica.

Practicar Pilates durante el embarazo ayuda a ganar fuerza, flexibilidad y equilibrio. Este ejercicio para mujeres embarazadas combina una serie de movimientos que trabajan los músculos abdominales, suelo pélvico, brazos, glúteos, piernas y espalda. Como resultado se fortalece la pared abdominal, disminuyen los dolores de columna, aumenta el control de la respiración y hay mayor sensación de tranquilidad.

Cuando comenzar a realizar Pilates

El momento ideal para empezar a practicar Pilates cuando se está embarazada es en el segundo trimestre, siempre con consentimiento médico aunque si la mujer lo ha practicado antes, puede empezarse a realizar en cualquier momento ya que los ejercicios se adaptan según el trimestre de la gestión en que la mujer se encuentre.

Pilates para embarazadas primer trimestre

El primer trimestre es el más delicado. Todos los ejercicios para mujeres embarazadas en este periodo, deben consistir en actividades de baja intensidad como paseos y caminatas. Esto ayudará a ganar condición física para las siguientes fases del embarazo, sin comprometer la salud del bebé.

beneficios del pilates en el embarazo

Pilates para embarazadas segundo trimestre: El fitball, el gran aliado

El segundo trimestre es ideal para empezar con el pilates. Las primeras posiciones son siempre sobre manos y rodillas.

Los ejercicios que más se realizarán son aquellos que fortalezcan piernas y glúteos para poder así soportar tanto el incremento de peso como mejorar el equilibrio.  Igualmente ocurre con la espalda y hombros ya que son los principales músculos que tienen que soportar el peso de las mamas y posteriormente el del bebé y las demandas de éste.

También se deben incorporar prácticas que fortalezcan el suelo pélvico, ejercicios que se parecen mucho a esa sensación de contener las ganas de orinar. Esto ayudará a evitar problemas de incontinencia en el futuro.  El fitball es una gran aliado para estos entrenamientos.

Pilates para embarazadas tercer trimestre: colando al bebé en su lugar

Ya en la recta final, el Pilates para embarazadas se concentra en mejorar la respiración de la madre y ayudar al bebé a lograr una buena posición para nacer. Nuevamente el fitball ayudará muchísimo con las rutinas y posiciones.

7 Beneficios de hacer pilates durante el embarazo

1. Endurece la pared abdominal

Prepara mejor tu cuerpo para cargar el peso extra durante el embarazo, es importante para que la madre pueda llevar la barriguita sin problemas.

2. Trabaja el suelo pélvico

Esto ayuda a fortalecer la musculatura interna del abdomen y crea una base firme para los intestinos, vejiga y útero a medida que se desarrolla el bebé y se desplaza hacia abajo. Ésto facilita el parto.

3. Reduce el dolor de espalda

Al fortalecer los músculos internos de tu pared abdominal, ganas estabilidad en la espalda y pelvis. Realizando este ejercicio en el embarazo, reduces las molestias y dolores.

4. Ayuda a mantener el equilibrio

Es posible que estés un poco más torpe de lo habitual, o pierdas el equilibrio a causa de los cambios físicos que tendrás. Realizar pilates durante el embarazo, fortalecerá los músculos centrales de tu cuerpo y te ayudará a mantenerte más estable al caminar a medida que tu barriguita crece.

5. Alivia la carga sobre la espalda y pelvis

La mayoría de los ejercicios para mujeres embarazadas se realizan sobre las manos y rodillas, generalmente «en cuatro patas». Esto ayuda a que tu bebé se coloque en la posición ideal para nacer.

6. Relaja y facilita la respiración

La base del pilates durante el embarazo, es aprender a respirar. De modo que el aire pase a las costillas.

7. Ganar flexibilidad

Otro punto a favor del entrenamiento, es que la mujer se vuelve más flexible.

Artículos Relacionados

Suscríbete a nuestra

Newsletter

Sé el primero en participar de todas las novedades de Vip Style Magazine y recibe gratis la versión reducida de la revista.